Primeras fotografías de Mimas

19 de febrero de 2010

El sábado, Cassini voló a unos 9.500 kilómetros de Mimas, la más interna de las lunas medianas heladas de Saturno. En la siguiente imagen podéis ver una fotografía que tomó la sonda mientras se alejaba del satélite tras el sobrevuelo, cuando distaba a 71.500 kilómetros de la luna. Esta imagen fue montada por Adam Hurcewicz a partir de la composición de diversas instantáneas tomadas en falso color. Para obtener cada imagen particular se utilizaron diferentes filtros para captar la luz infraroja y ultravioleta para que en el resultado final se destacara la interesante mancha de color azulado que hay en el hemisferio principal, centrada en el cráter gigante Herschel.


La alineación de los cuadros de color no es perfecta, porque cuando la Cassini está tan cerca de la órbita de Saturno, como es el caso de la órbita de Mimas, la sonda se mueve muy rápidamente, lo que provoca ciertas irregularidades en la imagen. El fondo no es totalmente oscuro, porque Mimas se encontraba frente a Saturno, quien refleja la luz solar, en el momento en que se tomaron estas fotografías.
Este el mejor encuentro que ha tenido hasta la fecha la sonda Cassini con el satélite Mimas. El científico Paul Schenk ha explicado en su blog las razones por las que se ha tardado tanto en realizar esta aproximación. El motivo es que Mimas orbita cerca del borde exterior del sistema de anillos de Saturno. La distancia orbital media de éstos es de 186.000 kilómetros, mientras que los anillos F y G se encuentran a 140.000 y 170.000 kilómetros, respectivamente. Luego, con el fin de que la sonda pueda fotografiar a Mimas de cerca, se tiene que acercar mucho a la órbita de Saturno.
Durante gran parte de la misión, la Cassini no se ha aventurado a acercarse tanto al planeta. Esta es la  vez en la que más se ha aproximado a él, exceptuando una ocasión en la que pasó entre los anillos F y G. Es cierto que en alguna otra misión la sonda se ha encontrado a 160.000 kilómetros del planeta , pero no para realizar ningún sobrevuelo a ningún satélite. El gran problema que surge cuando la sonda se acerca tanto es que gasta mucho combustible, por lo que en los planes de sobrevuelo se trata de evitar estos acercamiento lo máximo posible. Aún así, los científicos han querido hacer una excepción con esta luna, cuyo estudio aportará muchos conocimientos nuevos sobre el origen y la evolución de Saturno y sus satélites. Por ejemplo, se quiere averiguar por qué la superficie tan maltratada por los impactos de Mimas ha aceptado pasivamente tal potencia de golpes, y por qué esta luna, a diferencia de otra como Encélado, no posee una actividad geológica interna significativa.
Paul Schenk opina que conocer el origen del gran cráter de impacto Herschel es fundamental para conocer el origen del Sistema Solar. Herschel posee unos 130-140 kilómetros de largo y 11-12 kilómetros de profundidad, siendo uno de los más profundos del Sistema Solar. También se estima que es relativamente joven y que su estudio además proporcionará la oportunidad de estudiar cómo se formaron los cráteres en los mundos de hielo, y lo que podrían decirnos sobre el interior de las lunas. Al analizar las imágenes de las Voyager, se pudieron apreciar en la superficie de Mimas una serie de surcos lineales. Se desconoce si su origen se debe al impacto que creó el cráter Herschel, o si estas fracturas corresponden al proceso de enfriamiento y expansión que sufrió el satélite en una edad temprana. De todos modos, se sabe que el impacto que produjo en cráter Herschel, pudo haber acabado con la luna hecha añicos.
El diámetro de Mimas es de 400 kilómetros de ancho. Mirando las fotografías se puede apreciar que el satélite no es esférico. Su eje polar es un 10% más corto que los ejes acuatoriales. Además, a lo largo del ecuador se ha observado un material azulado que parece cubrir una superficie llena de cráteres. Una característica similar se ha encontrado también en el satélite Tetis. Los científicos están estudiando las imágenes correspondientes a esta coloración y esperan poder darle una explicación en pocas semanas.
A continuación tenéis un mosaico con alguna de las imágenes tomadas por Cassini. Estas imágenes fueron tomadas el pasado 13 de febrero cuando la sonda se acercó a una distancia de 9.500 kilómetros de la luna. Las fotografías de la parte inferior central se tomaron a 15.000 kilómetros. Cassini se acercó desde el lado de la noche para así visualizar mejor el hemisferio de avance iluminado y coronado por el gigantesto cráter Herschel.


En la sigiuente fotografía se aprecia con más detalle el cárter Herschel. Llama la atención la relativa ausencia de cráteres en Herschel y en el material radial eyectado por el impacto. Luego, esta falta de impactos significa que este cráter es relativamente joven. La inmensa mayoría de los cráteres gigantes del Sistema Solar son muy viejos, por lo que Herschel nos muestra una nueva ventana para averiguar lo qué ocurre cuando un cuerpo de tamaño notable impacta contra una luna helada.


Otra caracterísitica destacable de la imagen anterior es la presencia de una franja oscura a lo largo de la pared sur de Herschel. Aquí la tenéis con más detalle.


Esta banda no evidencia la estratificación interna de Mimas, ya que no sigue la topografía de la manera que lo haría si se tratara de una capa de corte horizontal en el cráter de impacto. Tal vez se trate de una zona en la que se produjo la fusión de los elementos tras el impacto que generó el cráter Herschel, pero los científicos aún no están seguros de su origen.
Por último os ofrezco dos fotografías más tomadas del cráter Herschel. La primera a 35.000 kilómetros de Mimas y la segunda a 16.000 kilómetros de la luna.




Si queréis estar informados al día de la misión Cassini, podéis consultar la web de la NASA dedicada al planeta Saturno, o bien el blog de la Sociedad Planetaria.

Más información en el enlace.

Comparte esta entrada

votar