El Papel de los Tornados Magnéticos en la Conservación de la Atmósfera de Mercurio

13 de julio de 2009

La atmósfera de Mercurio es muy débil y ténue, por lo que sólo puede observarse con instrumentos especiales como el MESSENGER. En teoría, al ser tan delgada, debería haberse desvanecido hace tiempo, por lo que se deduce que debe de haber un mecanismo que la reabastece. James A. Slavin, de la NASA, apunta a que este mecanismo tiene su origen en el viento solar, que al colisionar contra la superficie de Mercurio, transfiere la suficiente energía como para arrancar algunos átomos de la superficie del planeta y así engrosar la atmósfera. En este caso, el campo magnético de Mercurio no evita del todo esta embestida solar, ya que los campos magnéticos globales son escudos permeables que pueden desarrollar agujeros, a través de los cuales, penetra el viento solar. La nave MESSENGER descubrió que el campo magnético de Mercurio es muy permeable y detectó tornados magnéticos de 800 kilómetos de lado, es decir, conjuntos de campos magnéticos retorcidos que conectan el campo magnético planetario con el expacio interplanetario, formando un vórtice por donde penetra el viento solar.

Más información en el enlace.

Comparte esta entrada

votar